Universo Septiembre: Plantas, té y animales exóticos

Un vivero con servicio de té y animales exóticos.

Rodrigo, Shiva e Iván.

 

En la calle Dr. Viviani al 1145, en la ciudad de Magdalena, nos encontramos con un vivero de colores grises, naranjas y verdes, contrastando entre el material de las paredes y los tonos de las plantas. Al entrar, calma, humedad, aroma y música nos reciben, en un espacio cargado de bella vegetación. Rápidamente, nos topamos con alguna de las aves que habitan el espacio, el gallo, la paloma colipavo, o alguno de los dos pavos reales. Al explorar vemos muchas teteras, tazas, y variedades de té, la mayoría de la marca Tealosophy de Inés Berton. Afuera, en el patio interno, muchas más plantas nos esperan, rodeando un lago central, donde habitan  tres especies de peces y tres variedades de tortugas acuáticas. A uno de sus costados, una pequeña mesa metálica con tres sillas espera a quien deseé tomar una taza de té acompañada de los budines caseros que prepara Iván. Si deseamos tomar un té, Rodrigo nos invita a sentir los aromas los de tés de la carta, mostrándonos uno por uno y explicándonos sus características.

ㅤㅤ
ㅤㅤ

Rodrigo, quien es fundador de Universo Septiembre, tiene 42 años y trabaja en el rubro de vivero hace ya 17. Comenzó en su garage vendiendo plantines y pequeñas plantas, hasta llegar al espacio en el que está hoy en día. Desde niño tuvo contacto con la crianza de aves, y hoy en día lo mantiene cerca. Su deseo para quien visita el local es que, al entrar, todos sus sentidos se vean estimulados, por eso añade el té, velas aromáticas, y pastelería casera.

En este momento el segundo piso del establecimiento está siendo construido, ya en su etapa final, donde quiere abrir un café-restorán, con capacidad más amplia y servicio más ordenado, ya que por ahora es una experiencia de una sola mesa. «Quiero generar, en el segundo piso, un nido con visuales al jardín interno, que sea acogedor, que el cliente se siente y no quiera irse más.»

Se nota el amor y dedicación por Universo Septiembre en la manera en que sus dos trabajadores hablan de él, con ese afecto que sólo tiene quien realmente desea que su proyecto florezca, intentando transmitir algo que va mucho más allá de un simple comercio.

ㅤㅤ

 

Los animales son muy tranquilos, adiestrados, y visualmente espectaculares. La condición del plumaje de todas las aves es increíble, ya que no sufre ningún desgaste y tienen una dieta muy cuidada. Tuvimos la oportunidad de acariciar al gallo, que tiene unos bellos colores rojizos. A lo largo de todo el patio e interior hay parlantes escondidos, reproduciendo música clásica, que logra relajarnos aún más en este vivero situado Magdalena.

En Instagram, Universo Septiembre tiene el doble de seguidores que la población de Magdalena según un censo de 2010, que por más que esté desactualizado, evidencia que muchos de sus seguidores están allí por la comunidad que se ha creado alrededor de este vivero y sus peculiares habitantes, aunque sean de otras ciudades.

Dedicarle el sábado a ir a Magdalena, recorrer la ciudad, pasar por este espacio, conocer a los chicos y tener una conversación, disfrutar del té, los budines, ver los animales y las plantas, conocer Universo Septiembre fue, en especial, relajante. El aire, el silencio de las calles y la música tenue nos dejaron descontracturados, además de con una experiencia nueva.